Ven conmigo si deseas suceder el nivel 10. En algunos años ya no tendremos que preocuparnos porque un niño de diez años nos patee el trasero en una partida de ‘Battlefield’, pues las máquinas dominarán el planeta de los videojuegos y posiblemente el resto de la tierra también. Pero